lunes, 9 de diciembre de 2013

MAMÁ, DE GRANDE QUIERO SER........















APORTE JUEVERO
COORDINAN LOIS Y CLARK

(disculpen por no transferir la hermosa ilustración que nuestros amigos han elaborado tan bien, ya que no es mi especialidad hacerlo)

(y otra cosa....publico desde ahora porque tengo otras ocupaciones que realizar)














Ante la propuesta del tema de "grande quiero ser" se me cruzan muchas imágenes que desde cuando uno era chico aparecían exclamaciones de viejas tías, señoras vecinas, curas, y mucho mas que expresaban....."nene, ¿que vas a ser cuando seas grande?".

Y para mas adelante, cuando había entrado a crecer.....unos apostaban a que iba a ser cura.....otros, que médico, ingeniero y tantas cosas mas.

Hasta que cuando estaba por terminar el secundario, la tortura era grande debido a la melange de ideas y perspectivas que rondaban por mi cabeza, porque no tenía idea de que carrera estudiar.......hasta que me abrí camino a fuerza de algo de rebeldía temperamental estudiando, trabajando y haciendo lo que realmente quise....lográndolo "a capa y espada"-


-----------
Interrumpo aquí para subirme a un barrilete y viajar por las nubes y soñar como siempre lo hice desde chiquito......
Tirado en el pasto o subido en un árbol....soñando y soñando....

Y de golpe la pileta donde nadábamos, se transformaba en un barco pirata donde, como te dije, estaba yo  "a capa y espada" haciendo el abordaje al barco de enfrente, que era la galería trasera de la casa, donde estaban los enemigos imaginarios a los cuales vencía. Por supuesto, no podía ser de otra manera.......

------------
Pego otro salto en el tiempo pero hacia acá y siendo ya un grandulón de 25 años me encuentro jugando a los pistoleros con mi cuñado, mucho mayor aún. El iba en un bote y yo por tierra le disparaba (en fantasía) con un revólver que en realidad era un palito.
¡Que fiesta nos dimos!. Era como si fuésemos chicos.... había sido una regresión voluntaria....un pacto mutuo de recuerdos de tiempos de infancia, difíciles de explicar......

-------------
Ni que hablar de cuando llegaron los hijos a nuestra vida, desde entonces no paré de jugar en la pileta, cantando o inventando chistes todo el tiempo para sacarle lustre de alegría a esta hermosa vida.

--------------

Ahora mismo, ya que estoy te cuento que me voy al fondo de la casa con mi nieto que está de visita. Lo voy a ayudar a hacerse un arco con flechas que el quiere hacer....de paso jugamos un rato......

--------------

Doy saltos en diferentes tiempos y direcciones, y se me cruzan anhelos, sueños y diversiones.... Pero no hay en mi, nostalgia, ni tristeza, solamente recuerdos de haber jugado y seguirlo haciendo hasta el fin. De paso me recordarán con una sonrisa.

Y cuando por un atisbo, se aparecen en mi memoria aquellas buenas tías bien intencionadas que me preguntaban "que quería ser cuando fuera grande" solo me sale de los labios un "que se yo" por respuesta.....

--------------

Sin embargo, a esta altura puedo decir contento y tranquilo que "lo he logrado"



                           gracias amigos por leer


                                      Lao Paunero

34 comentarios:

Tracy dijo...

Pues nos has dado una trayectoria por tu vida muy interesante que a mí por lo menos me ha quedado claro que sigues haciendo lo que has querido hacer toda la vida: Jugar con tus sueños con las personas que han ido pasando por tu vida.
Un beso.

Pluma Roja dijo...

Me quedo con la intriga de lo que has logrado pero me imagino que si lo has logrado es que realizaste tu sueño.

Un saludo cariñoso Lao.

Carmen Silza dijo...

Felicidades por ese logro, no importa que sea intriga...lo has logrado, pues perfecto.
Un abrazo Lao.

esteban lob dijo...

Hola Lao:

El gran problema de los niños, es que los adultos, si nos contestan diciendo una actividad que no nos gusta, la descalificamos y les cortamos las alas. No los dejamos vivir sus etapas.

Abrazo.

maria cristina dijo...

Lao, tener la capacidad de jugar siempre nos mantiene vivos, y tu nieto va a disfrutar de tus invenciones, tierno relato, un abrazo!

JACC dijo...

Me ha emocionado leerte. Felicidades y Saludos

Valaf dijo...

Esa alteración temporal en los micros de memoria hacen de tu texto algo realmente encantador, lleno de ternura. Una vez pillé a mi abuela mirándose en el espejo, así, fijamente y de cerca. Preguntada me respondió que le parecía ver a la niña que fue en los ojos de una anciana. La carcasa acumula años y acusa el aumento de la entropía...pero el alma es atemporal. Me lo has recordado con tu relato.

Un abrazo

Juan L. Trujillo dijo...

Si durante toda tu vida has sabido jugar, es verdad: !!! los has conseguido!!!.
Un abrazo.

Lois y Clark dijo...

Gracias por participar. En un rato estará en los kiokos....

saludos

magu dijo...

DON LAO
Hermoso, y es cierto, tenemos que ser nosotros
ahora, eso sí, no dejes de ser chico y armá ya la pelopincho o llená la pileta que tengas. para mi, en verano, tener una piletita es como estar en la playa o como seguir siendo chico, es la felicidad plena, un beso nene

Natàlia Tàrraco dijo...

Desde la memoria, marcha atrás encantadora, !a jugar! y así hasta ahora, en el juego reside una manera de tomarse la vida o momentos de la vida, meditemos a qué juego jugaremos mañana.
Muy bueno Lao, me has vivificado y estoy jugando a los índios.
Besitos.

Natàlia Tàrraco dijo...

Desde la memoria, marcha atrás encantadora, !a jugar! y así hasta ahora, en el juego reside una manera de tomarse la vida o momentos de la vida, meditemos a qué juego jugaremos mañana.
Muy bueno Lao, me has vivificado y estoy jugando a los índios.
Besitos.

Lucia M.Escribano dijo...

Enhorabuena por conseguir ser lo que no sabias, pero que te ha hecho un hombre feliz a lo largo de todas las etapas de tu vida.
Muy bello tu jueves querido amigo.
Besos.

Sindel dijo...

Lao siempre me emocionas con tus historias, las contas de una manera tan natural, tan tierna que llegan al alma. Y es cierto a todos nos pasó un poco lo mismo, somos lo que fuimos forjando a través de los años, y está bueno eso.
Un abrazo.

censurasigloXXI dijo...

Lo que hemos logrado es mucho o poco, según los corazones, los sentimientos de cada uno, según las metas que nos prosumimos y logramos o no, la de barrancos que hemos saltado y la de ríos que hemos vadeado ¡¡y eso que ni los esperábamos en nuestro camino!!!

Un abrazo. Me gustó mucho el fragmento de la pileta...

Cafelito.

Carmen Andújar dijo...

Tienes razón, cuando uno es pequeño, quieres ser de todo, porque no sabes que quieres ser, sólo piensas en jugar y pasártelo bien, y a veces de esos sueños queda un poso y de allí edificamos nuestra realidad soñada.
Un abrazo

Neogéminis dijo...

Mientras tengamos el corazón latiendo, bien hacemos en seguir soñando...y jugando!
=)

Pepe dijo...

En este recuerdo de juego en diferentes estadios de tu vida, queda patente la capacidad de soñar y no permitir que esos sueños desaparezcan. Tener el espíritu joven independientemente de la edad biológica, es buen aval para decir al final del camino, que los sueños se han cumplido.
Un fuerte brazo.

Charo dijo...

Qué bonito Lao!No hay otra cosa mejor que jugar y soñar...

Leonor dijo...

Llegar a ser mayor ya es un logro y si además has vivido conforme a tus deseos y siempre acompañado de ese niño soñador, pues te felicito. Que nunca dejes de jugar.

Besos

G a b y* dijo...

Eso brincos en el tiempo, que llevan y traen imágenes pasadas, ponen una magia especial a tu narración, porque aunque el tiempo transcurra con su inevitable paso, siempre rescatas al niño que vive en tí, que sueña y se divierte, incluso, acompañando a tus hijos y ahora a tu nieto. Algo que no se debe perder es eso: el niño que nos habita, el mismo que no sabía qué elegir cuando fuera grande pero que anteponía sus ganas de vivir y ser feliz.
Besos!
Gaby*

Maria Liberona dijo...

jajaja... que bello me ha encantado y te digo y con gran gusto Y alegría FELICITACIONES!!!

Juan Carlos dijo...

He terminado la lectura con una abierta sonrisa, me ha gustado ese ¿qué sé yo? y la fidelidad con que has logrado ese sueño. Un abrazo y, sigamos jugando, siempre es el momento de hacerlo.

Maria Jose Moreno dijo...

He seguido tu juego y compartido tu felicidad en ese ir y venir a momentos, a recuerdos que son los que siempre perduran. Me gustó.

Loquita Diplomada dijo...

Mientras te leía me vinieron muchas cosas a la mente, desde recuerdos de mi infancia hasta cosas que me gustaría vivir en el futuro, por ejemplo tener hijos para poder ser una niña otra vez, compartiendo juegos con ellos. Es que tu relato invita a recordar y reflexionar.
Me ha gustado mucho!
Un beso!

Alberto V. dijo...

Excelente retrospectiva Mr. Paunero. Como decimos por estas tierras de íberos, celtas y beréberes, usted es un caballero cervantino pero no de adarga antigua y galgo corredor sino de capa, espada, y delicioso mate. Un coridal saludo.

P.D.: Le he dado un premio que puede pasar a ver, sin ningún compromiso, por mi blog.

Toni dijo...

Parece que no se te olvida vivir ningún momento. Copiaré algo de tu forma de hacer.

Un abrazo!

San dijo...

Entre tantos recuerdos y tantos momentos vividos, terminar diciendo, lo he logrado es realmente haber ganado.
Me gusto mucho la forma en que lo has contado.
Un beso.

Alfredo dijo...

Toda una vida de recuerdos, con resultados satisfactorios.
Ese "qué sé yo" tan común en todos nosotros encerraba tantos mitos, que era imposible sintetizar.
Muy buen relato autobiográfico, con el que nos identificamos la mayoría.
Un abrazo

YoSueño dijo...

Un relato muy bonito, sobre todo cuando disfrutar en la vida, por que siempre queremos ser niño.Un ABRAZO
FELIZ DIA

Fabián Madrid dijo...

Llegar al medio de la vida habiemdo logrado lo que uno quería es un triunfo. Felicidades.

rosa_desastre dijo...

Veo que ese niño que llevas dentro sabe acomodarse a los tiempos con la misma entrega y entusiasmo, poniendo corazón a la indecisión del "que ser de mayor"
Un beso

casss dijo...

Mientras sigamos jugando, la vida será próspera y un semillero de sueños.
Precioso relato. Me quedado muy conmovida!

besos

Alicia Gonzàlez dijo...

Soñar y jugar, algo que no debemos perder jamás al crecer, enhorabuena por tu relato. Besote